El Parlamento de Jordania aprobó este martes la derogación de artículo de su Código Penal que permite a un condenado de violación eludir la pena si se casa con su víctima.

“Su derogación es una victoria para todas las víctimas de violación”, dijo Eva Abou Halaweh, abogada del grupo Mizan, una de las asociaciones del país que llevan años movilizándose en contra de este artículo.

El primer ministro, Hani Mulqi, afirmó que la anulación del controvertido artículo, que data de 1960 y se aplica también a las violaciones de menores, “consolida la protección de la familia jordana”. Sin embargo, esta práctica no dejará de darse de forma inmediata ya que se vincula a la presión social y familiar.

Según Human Right Watch, además de en Jordania, en la región existen legislaciones similares en Argelia, Baréin, Irak, Kuwait, Líbano —que debate suprimirlo—, Libia, Palestina y Siria.

Túnez lo derogó la semana pasada al aprobar la primera ley específica para luchar contra la violencia de género que existe en toda la región. Marruecos, por su parte, lo eliminó en 2014, tras el suicidio de una menor, forzada a casarse con su violador.

Según El País, en Jordania se denuncian unas 160 violaciones al año.