La trama de la supuesta boleta falsa de Manuel José Ossandón y la ofensiva en su contra liderada por la periodista Pilar Molina suma un nuevo y jugoso capítulo.

[Te puede interesar: VIDEO| Kiotazo 2: Ossandón acusa a Piñera de operación política en su contra por denuncia de Pilar Molina]

Resulta que el senador y ex candidato presidencial presentó una querella contra Jaime Montero, ex cuñado de la periodista y una de las figuras claves en la operación. Además, prepara otra acción judicial contra quien es rostro clave en Radio Agricultura, además de una denuncia ante el Consejo de Ética de los medios.

Hoy El Mostrador trae la trama detrás de la operación, que el ex alcalde de Puente Alto acusó en todo momento como una estrategia del piñerismo.

Durante la realización del debate radial de Chile Vamos de cara a las primarias, la periodista Pilar Molina acusó al senador de haber emitido una boleta falsa a un empresario cuando era alcalde de Pirque. Ossandón dijo que era falso y que se querellaría contra la periodista.

Resulta que un día después de las primarias, donde Ossandón perdió ante Sebastián Piñera, pero obtuvo una importante votación, el senador recibió una carta. En ella, el empresario Jaime Montero, ex cuñado de Molina, le relata que “no fue el Piñerismo (…) solo un tipo enfermo y mafioso al estilo de Maduro o Evo, construye una confabulación del comando de Piñera en su contra, no tienes ninguna prueba. Hubo tres personas en esto: el empresario, la periodista y yo, como investigador privado te mueres de hambre”.

El empresario mencionado es Juan José Gana, a quien se mencionó como el receptor de la supuesta boleta.

En la carta, Montero trata a Ossandón de “mentiroso profesional”, “maricón”, “mal católico” y “mal chileno”. Además, termina con una clara amenaza: “Cuida a tú señora y a tus hijos, tienes una linda familia, es lo que más vale y no los sigas exponiendo e involucrando de esta manera. Déjalos libres y no los contamines (…). No me vuelvas a insultar públicamente, a mí o a alguien de mi familia, esta vez no te la dejaré pasar”.

Por esto el senador estampó una denuncia ante la Fiscalía Occidente. La investigación, a cargo de José Solís, lleva más de un mes y ha revelado cómo se tramó la acusación que le lanzó Molina a Ossandón en el debate radial.

Por ejemplo, que entre Gana y Montero consideraron que el senador ya había sobrepasado un límite con sus acusaciones a Piñera y que había que denunciarlo por que él “no era tan limpio”, con el fin de detener su “campaña de odio”.