La presidenta del Colegio de Periodistas, Javiera Olivares, se vio obligada a renunciar a su cargo para poder postularse como candidata a diputada por el distrito 10, que agrupa a las comunas de Providencia, Ñuñoa, Santiago, Macul, San Joaquín y La Granja.

Tras oficializar su salida, criticó que “tristemente, la actual Constitución política de Chile, instaurada a sangre y fuego en dictadura, prohíbe que los dirigentes gremiales o sindicales postulemos a cargos parlamentarios“.

Esto es “algo que nos parece sumamente negativo pues impide que representantes con experiencia directa y conocimientos respecto a luchas ciudadanas, puedan expresar, democráticamente, estas ideas en el Congreso“.

“Dejo mi cargo con mucha emoción y agradecida por todo el apoyo de mis colegas, para asumir un nuevo desafío: llevar la demanda por verdadero Derecho a la Comunicación y a una nueva Constitución debatida por Asamblea Constituyente, a otro espacio como es la Cámara de Diputados, desde donde esperamos defender éstas y múltiples reivindicaciones ciudadanas”, manifestó.

Olivares, primera mujer presidenta de la orden gremial, inició su segundo periodo al mando de la entidad en septiembre de 2016, respaldada con más del 75% de los votos.