Duras son las críticas que Villa Cariño ha debido enfrentar desde que se supo que Max Vivar, líder, vocalista y compositor del noneto, tiene una relación sentimental con Sofía Henríquez Bachelet.

Lo anterior se ha traducido en mensajes de distinta índole, tanto de fans como detractores e incluso de colegas en el mundo de la música. Uno de los que disparó fuerte contra la agrupación y su vocalista fue Portavoz, quien publicó en una de sus redes sociales: “Zorrones kls, posan de rebeldes y son las bandas de la juventud de gobierno. Puaj!”.

Ante el revuelo y los ataques, Vivar decidió salir a hablar. En conversación con Emol, el músico se defendió de la acusación de bacheletista de esta manera: “Yo vivo mi vida tranquilo. Mi militancia política la tengo siempre clara; sigo siendo frenteamplista, soy militante del Movimiento Autonomista, y sigo encontrando que la música es una herramienta de lucha. Eso no cambia, no cambió y no cambiará”.

Por otro lado, Max se dio tiempo para comentar su relación con la hija menor de la presidenta, donde recalcó que “en este minuto de mi vida me siento muy enamorado y contento, entonces por qué no cantarle también a ese amor“.

El vocalista aprovechó el espacio para recordar que Villa Cariño -la banda chilena más reproducida en Spotify en 2016- tocará en el Springfest (festival de primavera en Fantasilandia) y luego se presentará en países como Perú y México, en el marco de una gira internacional.