Polémica ha generado un diario local de San Antonio que publicó íntegramente la ubicación de una residencia temporal de mujeres víctimas de violencia intrafamiliar, protegidas por el Estado porque su vida corre riesgo.

Todo comenzó porque un grupo de vecinos liderados por el comerciante Sergio Cáceres Meza denunció que la casa estaría ubicada en el barrio de manera “ilegal”, ya que el Plan Regulador de la comuna establecería el terreno para uso exclusivo residencial.

Sus alegatos fueron publicados por el periódico El Líder, lo que puso inmediatamente en riesgo a las mujeres residentes de este recinto inaugurado en abril de este año por la ministra Claudia Pascual, según relata El Ciudadano.

Para los vecinos, la instalación de la residencia “ha generado un aumento de la delincuencia en el sector y que baje la plusvalía de las viviendas aledañas“. También acusan una “ola de robos en el sector”.

Estos argumentos fueron rechazados por el gobernador provincial de San Antonio, Manuel Villatoro, quien sostuvo que “no nos corresponde hacernos cargo: se está hablando de una casa de acogida, pero no es lo que nosotros tenemos, es una residencia temporal”. También añadió que no existen estadísticas verificables sobre el aumento de la delincuencia.