A pesar de que la victoria del candidato oficialista Esteban Bullrich en la provincia de Buenos Aires, donde entraban tres senadores, su principal rival Cristina Kirchner, del partido Unidad Ciudadana, obtuvo un 37,21 por ciento. Así, la ex mandataria se aseguró un escaño en el Congreso por los siguientes seis años y tendrá plataforma y micrófono para hacer oposición. Además de la tribuna, obtiene inmunidad parlamentaria, en momentos en que es imputada por un caso de corrupción y que es investigada por otras causas por lo mismo

En su discurso, Kirchner reconoció la derrota de manera implícita: “No nos alcanza para superar a nuestros adversarios. Somos serios y no vamos a hacer un circo”, dijo. La ex presidenta resaltó que su nuevo partido, Unidad Ciudadana, obtuvo más votos a nivel nacional este domingo que en la primarias de agosto.

La victoria para Macri fue rotunda en las cinco provincias más grandes del país trasandino y en las principales ciudades, entre ellas Buenos Aires, Córdoba, Mendoza, Santa Fe y la capital. además de llevarse 15 del total de 24 provincias.

La ex presidenta tiene abiertas varias investigaciones, entre ellas el caso Hotesur, los hoteles que presuntamente se utilizaron para lavado de dinero a través de alquileres simulados; o su presunto liderazgo de una asociación ilícita que lavó dinero proveniente de la obra pública mediante operaciones de la inmobiliaria familiar Los Sauces.

Sin embargo, para ella, la ofensiva judicial en su contra obedece a “presiones políticas” para frenar su carrera política.