La abanderada presidencial del Frente Amplio, Beatriz Sánchez, presentó una nueva propuesta llamada “menos lujos, más sonrisas” que busca una rebaja de la dieta parlamentaria en beneficio de la salud dental de los chilenos. La iniciativa busca bajar a la mitad la remuneración que perciben los congresistas.

“Cuando partieron los tres parlamentarios frenteamplistas con esta iniciativa, eran ellos tres y fueron bien criticados, pero de a poco se transformó en una idea bien transversal, hoy día por lo menos 64 parlamentarios están apoyando esta iniciativa, entonces hay piso, hay parlamentarios, hay otras fuerzas políticas”, afirmó la candidata.

El ahorro que podría obtenerse con esta medida podrían ser cerca de $20 mil millones anuales.

“Si hay una carencia hoy día en el sistema de salud pública es la salud dental, con esos 22 mil millones de pesos se puede comprar una unidad móvil dental completa para cada una de las comunas de Chile, eso significa el ahorro, y eso es lo que estamos proponiendo como alternativa”, argumentó Sánchez