Tras 7 años de ausencia, el trío estadounidense Green Day se reencontró con nuestro país una vez más. En el Estadio Bicentenario de La Florida, los californianos ofrecieron el pasado domingo 12 un show de dos horas con 40 minutos, donde se escucharon 29 canciones que repasaron todas las épocas de la agrupación.

El concierto, que comenzó a las 20 horas en punto, repasó algunos de los más grandes éxitos de la banda. “Holiday”, “Boulevard of Broken Dreams”, “She”, “Minority”, “Basket Case” y “American Idiot” pasaron frente a una enforvorizada audiencia, donde incluso hubo espacio para momentos divertidos.

Billie Joe Armstrong, durante la interpretación de “Longview”, permitió que un fan se subiera al escenario a cantar y luego a tirarse hacia el público. Cuando tocaron el cover de la banda Operation Ivy “Knowledge”, en tanto, un joven identificado como Johnny besó a Billie Joe en la boca y luego recibió la guitarra del líder del grupo de regalo.

Facebook: Lotus Producciones

Además, el grupo -completado por Mike Dirnt (bajo) y Tré Cool (batería)- tuvo espacio para la crítica social y política: arremetieron contra “la obediencia y el silencio de la mayoría”, pidieron que se “legalice la verdad” y atacaron duramente la actual legislación de armas en Estados Unidos.

“Dejen de lado sus celulares y redes sociales y rechacen a sus partidos políticos”, vociferó Armstrong, ante lo cual el público respondió con una ensordecedora ovación.

Finalmente, Green Day -que presentó su más reciente álbum “Revolution Radio”-  entregó un concierto vibrante y con espíritu adolescente, pese a sus más de tres décadas de trayectoria, que además tuvo críticas implícitas al presidente de su país, Donald Trump.