Un informe forense que fue elaborado por 55 especialistas que participaron de las pericias del cuerpo del joven Santiago Maldonado -quien estuvo desaparecido por más de dos meses en la patagonia de Argentina- se dio a conocer durante la noche del pasado jueves.

Al artesano de 28 años se le perdió la pista luego de que participara de una protesta de resistencia mapuche y diversas versiones de testigos apuntaron a la supuesta responsabilidad de los agentes de la policía en su desaparición. Sin embargo, el documento señaló que Maldonado murió por “asfixia por sumersión” y que no presentaba ninguna señal de haber sido manipulado o arrastrado.

El informe también establece que el joven permaneció por más de 70 días en el agua, información que coincide con el tiempo en que estuvo desaparecido en la localidad de Cushumen. Las pericias descartan la tesis sostenida por la familia y amigos de Maldonado, quienes apuntaron que el cuerpo habría sido “plantado” en el río Chubut, según consigna Clarín.

El documento sentencia que no se observaron lesiones contusas, cortantes o penetrantes en su cuerpo y que se encontraron microalgas en el interior del cádaver que también coinciden con el lugar del hallazgo. El documento será entregado oficialmente el próximo 24 de noviembre.

Según lo informado por los buzos de la Prefectura Naval, el cuerpo del joven fue encontrado en posición fetal -típica en quienes mueren ahogados-, en una zona de abundante vegetación y con profundidades que superaban los 2 metros y a 7 metros de la orilla, aproximadamente. El sector no había sido rastrillado anteriormente.