Cuando ya quedan sólo dos días para que se realicen las elecciones del próximo domingo, el escritor chileno Jorge Baradit se dio el espacio para analizar el escenario político que se vive en Chile por estos días y señaló que “nos enfrentamos a un momento bien terrible, no porque venga la derecha, sino porque nos estamos enfrentando a nosotros mismos”.

En entrevista con El País, el autor de la trilogía “Historia Secreta de Chile” (Ed. Sudamericana) afirmó que luego del primer gobierno de Piñera “Chile parecía haberse izquierdizado, rejuvenecido, abrazado un proceso de reformas. Pero lo que pasó estos cuatro años es que la sociedad se sinceró. Cuando nos manifestamos en 2011 y pedimos por pensiones y educación, en realidad la gente no pedía un país más justo, más solidario. Querían participación de las ganancias, su pedazo de la torta. Por eso Bachelet fracasó en su intento sincero de reformas“.

Para él, lo anterior quedó de manifiesto cuando empezó la reforma en educación, “se vio que la gente no quería que le tocaran su colegio subvencionado”. “Creo que eso muestra que el neoliberalismo caló hondo en Chile. Después de 17 años de quimioterapia que nos hizo Pinochet ese modelo entró en los huesos de los chilenos. Está enquistado en el alma de la sociedad”, agregó el escritor.

De este modo, para Baradit, la gran adhesión que ha logrado Sebastián Piñera durante esta campaña se explica en que “creo que representa mejor las aspiraciones de los chilenos, no el Chile real. Lo que le gustaría ser al chileno medio: rico. Los chilenos adoran al personaje popular de Pedro Urdemales, un pícaro que engaña a todos y se sale con la suya”.

Finalmente, con respecto a la imagen que comúnmente proyecta Chile en el exterior como un país de gran estabilidad, agregó que “es mentira que Chile fuera siempre democrático hasta Pinochet. Hubo más de 20 intervenciones militares y constantes aplastamientos. La estabilidad chilena se consigue a base de masacres, esa es la historia oculta de Chile“.