El director de cine Bryan Singer, reconocido por sus cuatro exitosas películas de la saga X-Men, fue acusado de presunto abuso sexual a un joven de 17 años en 2003.

Singer es acusado de abusar sexualmente de César Sánchez-Guzmán durante una fiesta realizada en un yate que pertenecía a uno de los amigos del director, según indican los documentos presentados el jueves en una corte de Seattle.

El realizador le ofreció un tour por el barco al joven y posteriormente lo condujo hacia una habitación donde “cerró la puerta y demandó que César le hiciera sexo oral”, señalan en los documentos. Cuando el joven se negó, “Singer lo forzó a hacer sexo oral y anal”.

Después de esto, el director le habría dicho al joven que lo podría ayudar en su carrera de actuación “siempre que César nunca dijera nada sobre el incidente”.

Además de esto le dijo que “nadie le creería si denunciaba el incidente” y que “él podía contratar a personas capaces de arruinar la reputación de alguien”.

El director emitió un comunicado que fue difundido por sus abogados donde niega las acusaciones. Singer ya había sido acusado de abuso contra menores de edad pero estos casos fueron desechados..