Quedan menos de tres días para que se realice la carrera de la Fórmula E por las calles de Santiago, y la previa del evento ha estado marcada por las polémicas, especialmente por parte de los vecinos de Santiago, quienes reclaman por las molestias que han generado los cortes de tránsito y el impacto ambiental que generará la carrera.

Los ánimos se revolvieron aún más cuando se conoció que el gobierno comprometió altas sumas para el evento del próximo sábado 3 de febrero, organizado por un empresario español y que busca promover la electro-movilidad, y que en total ascienden a más de 3 millones de dólares.

Además, este miércoles la justicia resolvió rechazar el recurso de protección que interpusieron los vecinos y que buscaba sacar el evento del Parque Forestal, argumentando que no se realizó el estudio de impacto ambiental y patrimonial correspondiente.

Ante lo anterior, un grupo de vecinos decidió salir a las calles para protestar contra el evento, criticando que no se les haya consultado sobre el asunto y con duras consignas contra el Intendente de Santiago, Claudio Orrego.

/Agencia Uno

/Agencia Uno