Son dos los duelos que enfrentará en su gira por Europa, en lo que será el debut del técnico colombiano Reinaldo Rueda al mando de la selección chilenas: ante Suecia el 24 de marzo y ante Dinamarca el 27 del mismo mes.

Para llegar de la mejor forma, el DT realizó durante la jornada del viernes 2 de marzo la primera nómina de cara al nuevo proceso. Fueron 24 jugadores del medio local los llamados por Rueda, entre los que se encuentran Brayan Cortes (Colo Colo), Valber Huerta (Huachipato), Lorenzo Reyes (Universidad de Chile) y David Henríquez (Universidad Católica), entre otros.

Uno de los nombres que llamó la atención fue el del joven lateral de Deportes Temuco. Con sólo 19 años, Diego Cayupil ya se hizo un espacio en el equipo de todos para llenar uno de los puestos más débiles de las selecciones chilenas: la banda izquierda.

“Estoy muy feliz, la verdad es que me pilló de sorpresa, jamás lo pensé. Soy un futbolista joven, estoy recién empezando y esto no me lo imaginaba”, comentó Cayupil en conversación con CDF Noticias, donde habló de este nuevo desafío.

Diego Cayupil defendiendo los colores de Temuco

“Mi papá se enteró por el CDF, estaba viendo el partido de Everton con San Luis y ahí dijeron. Obviamente se emocionó, igual que toda mi familia y mis amigos”, dijo el oriundo de Nueva Imperial, quien además confesó que todo en el plantel de Temuco lo felicitaron y le dijeron que estuviera tranquilo y que siguiera luchando.

Consultado sobre la posibilidad de pelearle un puesto a extremos de la talla de Jean Beausejour o Eugenio Mena, Diego señaló que más que pelearles un puesto, “me gustaría compartir con ellos y aprender de su experiencia. Sería bonito, yo estoy para aprender y para luchar.

En la entrevista también revela las razones de su salida de Colo Colo, de donde lo echaron ya que el técnico Carlos Pedemonte dijo que no iba a tener opciones de jugar, así que le liberaron el pase. Tras ello, y después de 5 años en Santiago, regresó a La Araucanía para estar más cerca de su familia, la cual tiene una marcada identidad mapuche.

“Llevar la sangre mapuche es un orgullo y más aún si es jugando en Temuco”, dice, a lo que agrega: “llevar la sangre mapuche a la selección es un orgullo y voy a dejarlo todo. Antes estuve en selecciones menores, pero esto es diferente y voy a luchar por seguir ahí”.