Cristián Fuentes está a punto de convertirse en la primera autoridad del futuro gobierno en ser despedido. Y lo sería sin siquiera asumir.

Resulta que ayer el mandatario electo Sebastián Piñera anunció lo 54 gobernadores que lo acompañarán en su nuevo mandato. Ex candidato a core, Fuentes fue designado en la provincia del Biobío y es uno de los dos militantes del Partido Regionalista Independiente (PRI) que fueron nombrados ayer.

Apenas se conoció su nombre, habría sido el senador de la UDI Víctor Pérez quien levantó las alertas respecto al nombre, pues Fuentes habría manifestado abiertamente su apoyo a la candidatura de Alejandro Guillier y no a la de Piñera. Además, se comentó, según consigna Radio Bío Bío, que sería cercano a la oposición de Jacqueline van Rysselberghe, presidenta de la UDI, lo que habría alimentado el rechazo a su nombre desde dicho partido.

Consultado por Emol, Fuentes declaró estar “100% con el Presidente Piñera”. Además, dijo que fue el propio Andrés Chadwick -futuro ministro de Interior- quien lo llamó para que asumiera como gobernador.

Aún así, desde Chile Vamos se analizan desde ya otros nombres para la gobernación. La decisión la tomará Sebastián Piñera.