Corea del Norte y Corea del Sur han acordado realizar una cumbre en abril de 2018 en una de sus fronteras. El lugar especifico será la Aldea de la Paz de Panmunjeom y la instancia buscará  establecer una línea directa de comunicación entre sus presidentes, el norcoreano Kim Jong-un y el surcoreano Moon Jae-in.

Este encuentro significaría la tercera cumbre entre los países en toda su historia. Las anteriores se celebraron el 2000 y el 2007, reuniendo al fallecido ex mandatario Kim Jong Il y a otros dos presidentes progresistas de Corea del Sur. De estas reuniones han salido varios proyectos de cooperación entre ambas naciones y esto mismo se espera en esta tercera versión.

Cabe destacar que durante una reciente visita de una delegación surcoreana a Corea del Norte el régimen de Pyongyang reiteró su compromiso de deshacerse de sus armas nucleares.

“El Norte expresó claramente su compromiso con la desnuclearización de la península coreana y dijo que no tendría ninguna razón para poseer armas nucleares si se garantizara la seguridad de su régimen y se eliminaran las amenazas militares contra Corea del Norte”, explicó Chung.

Por otro lado, desde Corea del Norte han manifestado su voluntad de dialogar con Estados Unidos y se han comprometido a suspender sus pruebas nucleares y de misiles en caso de iniciar esos contactos.