Otro de los aspectos en los que indagó la administración Bachelet y que se conoció durante este lunes fueron los sondeos encargados a la consultora Go Research Ltda. con respecto a la opinión del país frente al proyecto de reforma al sistema de pensiones.

Las mediciones, que quedaron disponibles en el sitio del Ministerio Secretaría General de la República, se realizaron en tres ocasiones: el 12y 13 de agosto de 2016, el 2 y 3 de abril de 2017, y entre el 1 y 4 de septiembre de 2017.

El primero se realizó luego de que la ex mandataria anunciara, a través de una cadena nacional, los lineamientos que seguiría su gobierno en el proyecto de reforma. Luego de los anuncios, y en la misma línea de las manifestaciones que se realizaban por entonces, el 91% de los encuestados manifestó como “importante” o “muy importante” la discusión por el sistema actual, mientras que el 96% considera como “bajo” o “muy bajo” el monto de AFPs que paga el sistema de pensiones.

Además, el 55% de los encuestados sindicó a las AFPs como responsables de lo bajas de las pensiones y un 29% al Estado por destinar pocos recursos, y por otro lado, ante la comparación de si el sistema de pensiones fuera una casa, el 60% piensa que ella debería ser demolida y construir una nueva.

El segundo sondeo se realizó previo a la cadena nacional del 12 abril en que Bachelet anunció los cambios que contendría la reforma luego de que se realizara la Comisión Técnica de Pensiones. En la misma línea, el 97% de los chilenos indicó como prioritario mejorar el sistema, y un 84% dijo que cree que Chile tiene la capacidad económica para hacerlo.

De los anuncios, el 79% señaló que estaba de acuerdo con la medida de aumentar un aporte de un 5% extra del empleador, mientras que de ellos, un 61% dijo que estaría de acuerdo a destinar la mitad del 5% a un fondo común. Además, el 88% de los encuestados dijo que apoya al movimiento No+AFP.

Finalmente, en septiembre del mismo año, y previo al plebiscito organizado por la Coordinadora No+AFP, el 81% de los chilenos manifestó que sigue considerando como importante o muy importante el asunto, pero el interés decayó: ante la pregunta de que elemento le llamó más la atención del anuncio de Bachelet, el 69% dice que no sabe mientras que el porcentaje más alto, de un 7% lo captó el aporte extra de un 5% del empleador.

En esa oportunidad, el 44% dijo estar de acuerdo con la iniciativa y un 40% en desacuerdo, y el 82% aún apoyaba a No +AFP.