Durante la tarde de este martes, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, confirmó lo que ya se venía especulando en las últimas horas: la salida de Estados Unidos del pacto nuclear con Irán, firmado en 2015 por el entonces mandatario Barack Obama, y que el país volverá a imponer las sanciones que se habían levantado bajo dicho acuerdo.

“Hoy anuncio que Estados Unidos se retirará del acuerdo nuclear con Irán (…) Volveremos a imponer el nivel más alto de sanciones económicas”, dijo en una declaración pública desde la Casa Blanca, donde además aseguró que “si permito que este pacto persista, habrá una carrera nuclear en Medio Oriente”.

“Todos querrían sus armas nucleares listas para cuando Irán tuviera la suya”, explicó. En el acuerdo firmado en 2015, el país de Medio Oriente se comprometió a no desarrollar ni adquirir armas nucleares en al menos un decenio, a cambio de levantar las sanciones económicas que lo asfixiaban, pero este martes el mandatario estadounidense señaló que “el corazón del acuerdo con Irán es una gran ficción.Tenemos pruebas de que Irán busca armas nucleares”.

“En estos meses consultamos con Francia, Alemania y Medio Oriente, y todos entendemos que Irán nunca debe tener armas nucleares. Pero no podemos prevenir una bomba nuclear con este acuerdo”, agregó el empresario.

En tanto, el resto de los países que participan del acuerdo (Francia, Alemania, Reino Unido, Rusia y China) ya han anunciado que no desean abandonar el pacto.

Conocido como el Plan de Acción Conjunto y Completo (JCPOA, por sus siglas en inglés), el acuerdo comenzó a ser aplicado en enero de 2016 y fue presentado. como uno de los mayores logros en política internacional del antecesor de Trump en el cargo, Barack Obama.