Pasadas las 11 de la mañana comenzó la marcha convocada por la Confederación de Estudiantes de Chile (Confech) por una educación no sexista y libre de abusos. El reclamo de las estudiantes es, entre otras cosas, por casos de abusos sexuales, malos tratos y conductas machistas por parte de profesores, autoridades e incluso alumnos.

Previo a la manifestación, las estudiantes dieron una conferencia de prensa explicando parte de las demandas, donde reiteraron el llamado a desvincular a Tomás Henríquez, jefe jurídico del Mineduc que fundó la ONG Comunidad y Justicia, organización opositora al proyecto de Identidad de Género.

La protesta, que ocurrió tras tres semanas de tomas y paros, estaba autorizada por la Intendencia de Santiago (al contrario de la realizada la semana pasada por secundarias) y fue desde Plaza Italia hasta Echaurren por la calzada sur de la Alameda. Miles de mujeres se reunieron con pancartas y lienzos haciendo un llamado a acabar con la violencia de género.

Uno de los momentos altos de la marcha fue cuando, frente al frontis de la Casa Central de la U. Católica, jóvenes encapuchadas y con el torso desnudo levantaron carteles acusando a la casa de estudios de encubrir el abuso. Hasta el momento hay cerca de 15 universidades a lo largo del país con sus actividades paralizadas. Otras, en tanto, adhirieron a la movilización a partir de esta jornada.

[Lee también en El Desconcierto: Más que en el 2011: 27 carreras de la PUC están en paro feminista]

Mira las fotos acá:

/ Agencia Uno

/ Agencia Uno

/ Agencia Uno

/ Agencia Uno

/ Agencia Uno

/ Agencia Uno

/ Agencia Uno

/ Agencia Uno

/ Agencia Uno

/ Agencia Uno

/ Agencia Uno