Durante las primeras horas de esta mañana, estudiantes de la Universidad Iberoamericana instalaron barricadas en la intersección de Padre Miguel de Olivares y Dieciocho, lo que provocó la suspensión del tránsito por algunos minutos.

Los universitarios se encuentran en toma desde que se anunció el cierre del recinto, inmersos en un incierto escenario respecto a la continuidad de sus estudios durante este año, debido a la crisis financiera que afecta al plantel.

“Reubicación” y “queremos estudiar” fueron algunas de las consignas levantadas por los estudiantes desde el techo del recinto. Además, llamaron al ministro de Educación Gerardo Varela a que tome cartas en el asunto.

Por ahora, más de mil alumnos matriculados siguen a la espera de respuestas sobre su futuro, ya que hasta la fecha aún no han iniciado su año académico. Los manifestantes volvieron a instalar muñecos encapuchados en la facha de la sede universitaria, asegurando que no bajarán la toma hasta obtener ciertas garantías sobre sus demandas.

Aunque se negocia la posibilidad de que la Universidad de Santiago reciba a los estudiantes del plantel, dichas conversaciones aún no están avanzadas.

Minutos después de iniciadas las protestas, personal de Fuerzas Especiales de Carabineros llegó hasta el lugar para apagar las barricadas y restablecer el tránsito.