Durante este viernes, el pleno de la Corte Suprema acogió el recurso en contra del fiscal nacional Jorge Abbott que fue presentado por parlamentarios de la Cámara de Diputados. 

El líder del Ministerio Público será notificado en un plazo de ocho días y luego se despachará el informe, se reunirán las pruebas de su eventual negligencia y se escucharán los alegatos, en un proceso que se puede extender por tres o cuatro semanas.

La información fue confirmada esta mañana por el vocero de la Corte, Lamberto Cisternas. La petición de diputados del Frente Amplio, PS, PC, PPD, PRO y Regionalistas se basa en el rechazo a las acciones ejecutadas por el Ministerio Público en casos de alta relevancia mediática, como los de financiamiento irregular de la política, que terminó sin sanciones de cárcel y con clases de ética para los involucrados.

Entre los firmantes del recurso están Cristina Girardi (PPD), Emilia Nuyado (PS), Marisela Santibáñez(PRO), Hugo Gutiérrez y Carmen Hertz, ambos PC; Claudia Mix (Poder), Camila Rojas(IA) y Pedro Velásquez (ind), Gonzalo Winter, Diego Ibáñez y Gabriel Boric (MA), Tomás Hirsch, Raúl Alarcón, Pamela Jiles (PH) y Gael Yeomans (IL).

Los parlmentarios apelaron a la causal de negligencia en su función, dando cuenta de que, pese a estar inhabilitado del caso Penta -es primo del ministro Alfredo Moreno, ex presidente de Empresas Penta- sostuvo una serie de reuniones con cercanos a los imputados con el fin de acelerar el proceso judicial.

Lo importante de la declaración de admisibilidad es que obliga a Abbott a presentarse ante la Corte Suprema a dar sus argumentos.

El proceso completo podría durar entre tres y cuatro semanas.

La presentación del requerimiento generó molestia al interior del Frente Amplio. De hecho, desde el Partido Liberal y Revolución Democrática no quisieron sumarse, argumentando que podría significar otra derrota para la coalición, tras la acusación fallida contra el titular de Salud, Emilio Santelices.