Durante la noche del miércoles y hasta la madrugada del jueves duró la votación del Sindicato N°1  de trabajadores de Minera Escondida para decidir si se iban a huelga o no, lo que finalmente fue aprobado por una amplia mayoría.

De acuerdo al conteo, en total participaron más de 2.300 personas, de las que 1.955 votaron  favor de la paralización, es decir 84%, en contra 370, los que aprobaron la última oferta de empresa, lo que representa el 16%, en tanto que se registraron 4 blanco y un voto nulo.

Los dirigentes del sindicato deberán notificar a la firma de los resultados de la votación, generando el plazo de 4 días para que alguna de las dos partes invoque los Buenos Oficios, oportunidad en que la Dirección del Trabajo interviene como mediador imparcial. Este proceso dura cinco días que pueden alargarse hasta un total de 10.

De tomar esta medida, la paralización de las faenas podría partir recién el  15 de agosto. Fecha importante ya que parte de la oferta de la minera tiene vigencia solo hasta el 5 de este mes, y el total de bonos baja de $18 millones a $14,5.

El resto e la propuesta de la empresa cuenta con un reajuste salarial del 1%, bonos por $14,5 millones y un préstamo blando de $3,5 millones. Además, un préstamo adicional por 500 UF.