Continúan las repercusiones que generó el incidente que, unos días atrás, protagonizó el actor Alejandro Goic, quien se retiró del estudio de “Mucho Gusto” (Mega) –al que había asistido junto al elenco de la teleserie “Casa de Muñecos” para promocionar la producción– cuando apareció Patricia Maldonado, quien es panelista en el espacio.

Tras el episodio, se conoció que los actores de la producción firmaron una carta en que aseguraban que no compartirán espacio con Maldonado, lo que fue desmentido por la dirección de Mega, y luego reafirmado por integrantes como la actriz Sigrid Alegría.

En ese escenario, quien apareció para marcar la postura oficial de la estación es el director ejecutivo de Mega, Patricio Hernández, quien envió un comunicado informativo interno a los trabajadores del canal.

“El primer objetivo de Mega como medio de comunicación es estar al servicio de todos los chilenos, representando su diversidad en todos los aspectos de la vida”, comienza el texto, según consigna Emol, que asegura que “nuestros contenidos tienen la vocación de ser plurales, diversos, equilibrados y no discriminatorios”.

Hernández indicó que la aspiración del canal es integrar a todos los chilenos, “tanto a mayorías como minorías y que sea una herramienta que contribuya a la cohesión social y a la construcción de un país más integrado y solidario”, y que Mega “promueve la paz social y los valores propios de la democracia, y entiende que la violencia no es una opción ni un medio para la solución de los conflictos entre personas o grupos”.

Finalmente, el mail hace un sutil guiño a Maldonado –quien ha manifestado opiniones pinochetistas a través de su cuenta de Facebook– al hacer énfasis en que las expresiones emitidas de manera personal por cualquier profesional fuera de las pantallas de Mega “no representan el pensamiento de nuestro canal, ni pueden ser interpretadas como reflejo de los valores de la empresa”.

Además, recalca que las plataformas de contenido de Mega “no pueden ser utilizadas para la difusión de posturas ideológicas personales de ningún sector que atenten contra el equilibrio y pluralismo que como medio de comunicación estamos obligados a cumplir por convicción propia y por mandato de la ley”.