El ministro del Interior Andrés Chadwick sostuvo en una entrevista en 1983 que se sentía identificado con la figura de Allende durante el gobierno de la Unidad Popular.

El texto fue reflotado por El Mercurio a dos días de la conmemoración de los 45 años del golpe de Estado. Sus declaraciones aparecen en el libro “Miedo en Chile”, escrito por Patricia Politzer y que fue publicado en 1985.

Allí Chadwick señala que el golpe militar fue tan fuerte que junto con quemar sus libros en el patio de la casa, borró sus ideales de joven izquierdista.

“Me resultaba contradictorio ver a al gente amiga tan contenta con lo que había pasado (…) es que yo era simpatizante de la Unidad Popular, y para mí fue una situación violenta, mezcla de tristeza, de frustración, de no entender, de verse envuelto en algo muy extraño e incomprensible”, agrega el gremialista.

Además de esto, confiesa que era partidario de Allende y que tuvo que quemar todas sus cosas en el patio. “Yo tenía mi pieza llena de cosas. Bueno, la típica adolescencia de izquierda, con afiches, libros y declaraciones que tuve que romper“, relató y además agregó que era simpatizante del MAPU.

A pesar de sus fuertes ideales de izquierda, Chadwick participó en 1977 en el acto de Chacarillas y fue uno de los 77 jóvenes que le rindieron homenaje al dictador Augusto Pinochet.

“A mí no me cabe ninguna duda de que Pinochet nos va a llevar a la democracia, no sólo porque creo en él, sino porque -más allá de la persona- hay una constitución que nos lleva a la democracia”, cerró.