En un escenario marcado por las sucesivas emergencias sanitarias que han afectado a la zona, este martes los funcionarios del Hospital de Quintero anunciaron un paro en sus funciones, debido al incumplimiento por parte del gobierno de una serie de condiciones para poder enfrentar la crisis.

A través de un comunicado, la Multigremial del Hospital Adriana Cousiño de Quintero señaló: “Sentimos que el manejo de la crisis por parte de Minsal ha sido insatisfactoria por lo que nuestra comunidad hospitalaria no permitirá que se continúen ignorando las demandas de sus funcionarios y la comunidad necesarias para asegurar una atención digna, oportunidad y digna”.

En las últimas semanas, la zona costera de Quintero-Puchuncaví ha enfrentado tres emergencias, con nubes tóxicas que dan cuenta de la mala calidad del aire producto de la alta industrialización de la zona, y que ha dejado más de 700 personas intoxicadas, con síntomas como náuseas, dolores de cabeza y vómitos.

Debido a lo anterior, desde la multigremial exigen tres puntos principales, entre ellos, un aumento de personal para cubrir las brechas de recursos humanos que “han provocado sobrecarga laboral en los funcionarios”. Además,  que quienes estén a honorarios pasen a la modalidad a contrata.

En segundo lugar, elevar la categorización del hospital de Quintero de baja a mediana complejidad, y que con ellos, considere médicos especialistas en distintas áreas como Pedriatría, Oncología, Bronco Pulmonar, Endocrinología, Neurología, entre otras.

Finalmente, solicitan una asignación de desempeño en condiciones especiales en lugares de trabajo de un 50% del sueldo base, debido a “todos los riesgos a los que estamos expuestos, lo que no ha sido visualizado ni considerado por las autoridades de turno”.