Un nuevo capítulo se abrió para Felipe Osiadacz (27) y Fernando Candia (30), los chilenos que se encuentran hce más de un  año detenidos en Malasia tras ser acusados de asesinato por un confuso incidente que terminó con la ida de una persona en el hotel donde ambos se quedaban.

En el juicio oral que se realizó durante la noche del domingo, el fiscal le propuso a las defensas de los chilenos que se declararan culpables y pasen 30 años de cárcel y así evitarían la pena de muerte, según consigna T13.

Sin embargo, las abogadas Saraswathy Devi y Venkateswari Alagendra, la defensa de Osiadacz y Candia se negaron a este “trueque”, ya que mantienen la tesis de su inocencia.

Tras una hora de audiencia, el juicio se pausó nuevamente y continuará el jueves 27 de septiembre, ya que se procederá a cambiar al fiscal a cargo por el inicio de sus vacaciones. A este proceso no se presentaron testigos.

El 9 de octubre es el plazo final para que la fiscalía de Malasia termine su exposición y a mediados de ese mes se determinara si el juez acepta o no los cargos contra los chilenos.

Cabe recordar que Felipe Osiadacz y Fernando Candia están en prisión desde el 4 de agosto de 2017 en el penal de alta seguridad de Sungai Buloh, en Kuala Lumpur, luego de haber sido acusados del homicidio de una persona trans que trabajaba en el comercio sexual y habría tenido un encuentro con ambos.

* Aclaración: La acusación fiscal habla de que la víctima del crimen es un “ladyboy”, denominación con la que en Malasia se conocen a las mujeres trans que ejercen el comercio sexual. Se ha corregido la palabra “travesti” ya que hace referencia a las personas que se visten del género opuesto al asignado al nacer pero que no se identifican de esa forma.