Una denuncia contra José Ancán, el obispo Eduardo Durán y todos quienes resulten responsables de la agresión que sufrió, el domingo 16 de septiembre, el periodista Óscar Cáceres es lo que interpuso el Sindicato de Radio Bío Bío este miércoles

En el recurso presentado en el sexto Juzgado de Garantía de Santiago, se constata que el profesional fue “atacado por la espalda por José Ancán y silenciado, mientras ejercía su labor como periodista”, esto en momentos que entrevistaba al obispo por la investigación que desarrolla el Ministerio Público en su contra, por presunto lavado de activos.

“La imagen de Óscar en el suelo, con una mano en la boca, indigna e inquieta, porque al parecer algunos grupos de poder siguen creyendo que pueden callar a la prensa libre e independiente”, señalan desde el sindicato.

“Y sí, nos referimos a la misma iglesia que respaldó alegremente la dictadura militar”, subrayan.

También destacan que “no se trató de una agresión aislada”, sino que, como queda demostrado con los videos y fotos de prensa, “el amordazamiento fue coordinado y reiterado durante ese acto político-religioso, contra otros y otras colegas, pero también contra asistentes al evento”.

Desde el Sindicato de Radio Bío Bío son tajantes al indicar que “los derechos a informar y ejercer la libertad de expresión son pilares fundamentales de la democracia y, como trabajadores y trabajadoras de la prensa, no vamos a tolerar que sean transgredidos“.

Es por todo esto que advierten que “vamos a perseguir la responsabilidad de aquellos miembros de la Primera Iglesia Metodista Pentecostal y de cualquier otra persona que corresponda por las graves falencias en la “seguridad” del evento”, las que terminaron en agresiones y vulneraciones contra la prensa.