Canal 13 contestó la demanda que presentó Sebastián Dávalos en su contra el julio pasado debido a las rutinas de Yerko Puchento en Vértigo, que habrían menoscabado su imagen.

Desde la estación se negaron a pagar los $3.360 millones que exige el hijo de Michelle Bachelet por las supuestas injurias del humorista, quien a su juicio se burló de su situación judicial, su familia, su trabajo e incluso de su apariencia física y modo de vestir.

El abogado del canal, Alejandro Espinoza, replicó que “la pregunta obvia a contestar es si dicha mala imagen y falta de credibilidad de Dávalos Báchelet y su cónyuge es producto de una campaña dolosa orquestada por Canal 13, como se sostiene en la demanda, o, por el contrario, se debe a factores completamente ajenos”.

De hecho, desde la estación argumentan que la imagen de Dávalos se dañó mucho antes de que estallara el caso Caval debido a que se publicaron reportajes y columnas de opinión antes de que Yerko Puchento hiciera sus rutinas.

Además destacaron que las presentaciones de Yerko Puchento son creaciones artísticas y que “la sátira, especialmente la política, tiene una presencia constante en las manifestaciones creativas del ser humano”.

Cabe recordar que Sebastián Dávalos demanda un indemnización de $3.360 millones, que se dividen en $360 millones por suspensiones de trabajo profesional, mil millones por lucro cesante, y $2 mil millones de pesos por daño moral.