Eduardo Bolsonaro, hijo del candidato de extrema derecha Jair Bolsonaro, se convirtió en el diputado federal más votado de la historia de Brasil.

Al igual que su padre que triunfó en la primera vuelta de las elecciones presidenciales, Bolsonaro obtuvo 1.814.443 votos en los comicios que otorgaban escaños para la Cámara Baja.

Según consigna Emol, el hijo de Bolsonaro fue a la reelección para tener un segundo periodo en la Cámara de Diputados tras haber sido electo en 2014. Con su votación superó a Enéas Carneio, quien en 2002 obtuvo 1.573.642 sufragios.

Eduardo Bolsonaro ha estado en el centro de la polémica por sus frases sobre las mujeres brasileñas y ha llegado a afirmar que las de izquierda no son “higiénicas”.

En una manifestación de seguidores de su padre, el diputado sostuvo que “las mujeres de derecha son mucho más bonitas que las de la izquierda y no enseñan los pechos por ahí para protestar, tampoco defecan en la calle para protestar” y agregó que “las mujeres de derecha son higiénicas y las de izquierda no”.

Por su parte, el otro hijo de Bolsonaro también consiguió un escaño en el senado por el estado de Río de Janeiro. Se trata de Flavio Bolsonaro, quien accederá a la Cámara Alta tras conseguir un 31,35% de los votos en los comicios realizados en ese Estado.