El Movimiento Muitas (Muchas) y el Frente Socialista lograron casi 400 mil votos, en los recientes comicios de Brasil donde se renovaron la totalidad de los diputados, dos tercios del Senado, 27 gobernadores y el presidente y vicepresidente del Poder Ejecutivo.

Muitas logró elegir a dos mujeres negras, la cientista política y educadora popular Áurea Carolina como diputada federal y Andréia de Jesús como diputada estadual. Ambas participaron activamente de la campaña transversal #elenão (él no), con que mujeres de distintas tendencias rechazaron las expresiones de misoginia, odio racial, homofobia y desprecio por las personas pobres, que fueron parte del relato con claro componente fascista del candidato de ultraderecha Jair Bolsonaro, quien resultó con primera votación en las elecciones presidenciales.

Áurea Carolina fue una de las 12 candidatas del movimientos Muitas y Partido Socialismo y Libertad PSOL, quienes centraron su propuesta en el deseo de ocupar la política como ciudadanía y osadía. Después de conocidos los resultados, dichas colectividades reiteraron su adhesión a la campaña transversal #elenão para la segunda vuelta electoral a realizarse el 28 de octubre.

Los resultados de la primera vuelta electoral dieron por vencedor con un 46,03 % al candidato Bolsonaro del Partido Social Liberal quien se enfrentará en balotaje con Fernando Haddad del Partido de los Trabajadores PT, quien obtuvo el 29,28 % de los votos.

Estos comicios concitan especial atención en las izquierdas y en el progresismo mundial, por ser considerados determinante para los nuevos clivajes de la política en Latinoamérica. Para Rodrigo Echecopar, presidente de Revolunción Democrática, “el descenlace del primer turno en las elecciones de Brasil nos obliga a una acción política decidida para frenar el avance de quienes representan discursos de odio y que en la inminencia de ocupar la primera magistratura del país más grande de Latinoamérica, pone en una situación muy peligrosa a nuestro continente. Más que nunca necesitamos una ciudadanía activa, participativa, que ocupe los espacios públicos para multiplicar los derechos y hacer florecer las libertades, eso es la democracia y requerimos hacerla más sustantiva. Es hora de una proyecto político de izquierda democrática que responda las preguntas del Siglo XXI”.

La activista feminista, Áurea Carolina, estará en Chile durante el Festival ¡A Toda Marcha !, organizado por el partido Revolución Democrática que se desarrollará entre el 18 y 21 de octubre en Santiago y Valparaíso y congregará a pensadoras/es, activistas, políticas/os latinoamericanos e ideólogas/os de movimientos de izquierda de más de 15 países.

Áurea Carolina, será parte del panel “Participación política y mujeres. Feminismo como lucha por la distribución del poder”, que tendrá lugar el viernes 19 de octubre, a las 17:45 hrs. en el Auditorio del Museo de la Memoria y los Derechos Humanos. En el debate participarán también la historiadora chilena Luna Follegati y la senadora mexicana Citlalli Hernández y será moderado por Marcela Sandoval, encargada comisión participación política mujeres RD, quién destacó que “la fuerza con que se ha manifestado el movimiento feminista en Chile y en el mundo nos interpela a debatir sobre la necesidad de re distribuir el poder”, estamos comprometidas con la situación que vive el pueblo brasileño y nos hemos solidarizado con la campaña Ele Não, que busca frenar el racismo, el odio a las mujeres, la homofobia y el desenfrenado clasismo del candidato Jair Bolsonaro”.