Desde el próximo 1 de noviembre, no se podrá fumar en parques y plazas de Las Condes. Así lo decidió el concejo de la comuna, tras aprobar con ocho votos a favor, uno en contra y una abstención, la nueva ordenanza “Libre de humo”.

Quienes no cumplan con la norma se expondrán a multas desde hasta 5 UTM ($239 mil pesos). El alcalde Joaquín Lavín destacó que se trata de una regulación “pionera en Chile, pero probablemente muchas comunas más la van a adoptar”, sostuvo, asegurando que imitó la iniciativa de la ciudad de Nueva York.

La ordenanza había estado en discusión en el concejo desde la semana pasada y se aprobó no acordarla para perfeccionarla. Durante el debate, solo dos de 10 concejales anticiparon que no estaban de acuerdo con la propuesta. En un inicio, la iniciativa consignaba la prohibición de fumar “tabaco o sustancias similares” y pensaron en agregar el concepto “psicotrópicas” para sumar a la marihuana a la lista.

Sin embargo, finalmente decidieron limitar el escrito a “se prohíbe fumar”, lo que faculta a los inspectores municipales a cursar infracciones a quienes estén consumiendo droga en los espacios públicos de la comuna. 

Además, la ordenanza considera que en los casos de aquellos parques que tienen más de una hectárea -como ocurre con el Araucano, Juan Pablo II y Los Dominicos- el municipio habilitará zonas exclusivas para fumadores, que se encontrarán debidamente señalizadas.

Por último, el municipio de Las Condes instalará letreros que informen acerca de la nueva regla y diversas organizaciones del municipio desplegarán campañas educativas para desincentivar el consumo de tabaco.