Diversas reacciones generó el reportaje emitido este domingo por Teletrece que planteaba la interrogante entorno al “adoctrinamiento en el Liceo 1”, denunciando una serie de actos de violencia dentro del establecimiento. A través de fotografías, vídeos y testimonios el noticiero habló de la situación del recinto e incluso esbozó vínculos entre las estudiantes y el Frente Patriótico Manuel Rodríguez (FPMR). 

El reportaje ha sido rechazado por algunos sectores de profesores, apoderados y alumnas que han acusado “manipulación mediática”. Igualmente, han hecho notar que las imágenes que ligan a las jóvenes con el FPMR son parte de un trabajo académico y que las fotos estuvieron autorizadas.

Por su parte, la gerencia del canal explicó que “en una de las tantas imágenes aportadas por dichas fuentes se exhibe una escenificación de alumnas que aparecen en una sala del liceo con atuendos relacionados con grupos radicales. La opinión de los apoderados denunciantes es que, más allá de que sea una representación, dicha escenificación es una prueba más de la penetración de esos grupos radicales en el liceo”.

“Dicho juicio de valor, discutible o no, es propio de los apoderados y no una conclusión del reportaje. Les pedimos que dicho análisis fuera on the record, pero la respuesta de alumnos, apoderados y profesores fue –y es- que debían hacerlo off the record porque, a su juicio, temen represalias que ponen en juego la seguridad e integridad de alumnas y profesores. Lo mismo argumentaron jóvenes que abandonaron el plantel”, agregaron en su comunicado.

Mediante la misiva, Canal 13 reiteró su compromiso con “la independencia periodística y su afán de responder preguntas que rondan la sociedad”. “Poner el tema en la mesa es nuestra misión; las conclusiones son de las audiencias”, sostuvieron.