El día lunes 29 de octubre de 2018, cerca de las 19:00 horas en Santiago Centro, Raquel Vásquez,  monitora en salud sexual de Fundación Margen, integrante de la Red Latinoamericana y del Caribe de Trabajadoras Sexuales, se encontraba efectuando trabajo de terreno diurno consistente en la entrega de preservativos y material educativo para prevenir el VIH/SIDA e ITS del Ministerio de Salud, fue detenida arbitrariamente por funcionarios de la Primera Comisaria de Santiago para un “control de identidad preventivo”.

En el lugar donde se realizó el cuestionado y violento procedimiento policial se obligó a la monitora de Fundación Margen a terminar con la distribución de preservativos y material educativo en salud sexual a la brevedad, a lo que nuestra compañera accedió. Al cabo de pocos minutos, otro funcionario policial se acercó a ella señalándole que él era la autoridad en el sitio y que debía hacerle entrega de su cédula de identidad y acompañarle hasta la Primera Comisaría de Santiago afirmando que ella estaba “atentando contra el turismo”.  Acto seguido, se le requisaron los preservativos que portaba y se le trasladó a la comisaría para cursarle una curiosa multa por “comercio ambulante”. Finalmente, nuestra monitora fue citada al segundo juzgado de Policía Local de Santiago.

Fundación Margen afirma que el hecho de reprimir y detener a una mujer que realiza voluntariamente un acto de promoción de la salud sexual y reproductiva entre sus compañeras de trabajo, labor ampliamente reconocida en el marco de las políticas públicas de prevención de VIH/SIDA e ITS entre trabajadoras sexuales, acción comunitaria conocida, reconocida y avalada por el Ministerio de Salud, constituye no sólo una injustificada traba a la respuesta nacional al VIH/SIDA e ITS, sino que significa un acto de violencia policial e institucional hacia el colectivo de trabajadoras sexuales organizadas en nuestro país.

Ante lo anterior, Fundación Margen declara:

  1. Carabineros de Chile atenta contra la política de prevención de VIH/SIDA e ITS en el colectivo de mujeres trabajadoras sexuales, disminuyendo la efectividad de las acciones comunitarias emprendidas por el Programa Nacional de Control y Prevención del VIH/SIDA y las ITS del Ministerio de Salud en esta materia, en un contexto de grave e histórica crisis del SIDA en nuestro país, encabezando Chile el ranking latinoamericano de nuevas notificaciones VIH positivas, particularmente entre personas jóvenes.
  2. Carabineros de Chile hace mal uso de los recursos públicos del Estado de Chile al requisar preservativos que constituyen la principal herramienta de prevención que manejan las trabajadoras sexuales y que principalmente son proveídos por el trabajo voluntario que realizan las monitoras de Fundación Margen. Según estudios de la Universidad de Chile, las trabajadoras sexuales constituyen un colectivo de baja incidencia en el VIH/SIDA debido a las políticas de uso sostenido del condón.
  3. Carabineros de Chile incurre -una vez más- en actos de violencia policial e institucional al violar los Derechos Humanos de las trabajadoras sexuales al utilizar el control preventivo de identidad como una herramienta de represión de las acciones propias de la organización de trabajadoras sexuales.

Frente a esta graves hechos que nos hacen recordar tiempos pasados, anunciamos que no cesaremos  en nuestra labor de promoción de los derechos de las trabajadoras sexuales en Chile y en la lucha para se reconozcan y regulen estos derechos.

Invitamos a las autoridades de salud a manifestar su rotundo rechazo a estas malas prácticas de funcionarios de Carabineros de Chile, institución que debiera velar por nuestra seguridad e integridad como ciudadanas y que periódicamente recibe educación preventiva de parte de Fundación Margen. Todo lo avanzado no puede dañarse con acciones arbitrarias e ilegales de algunos funcionarios que abusan del poder. Nosotras sabemos que la represión no ayuda a la prevención.

Finalmente, invitamos a Carabineros de Chile a persistir en acciones de coordinación formal con nuestra institución a través de su Departamento de Derechos Humanos y desde ahora solicitamos audiencia con el Director General de Carabineros para conversar con el Alto Mando de las urgentes políticas públicas de prevención del VIH/SIDA y las ITS en Chile.