Una nueva jornada negra para la industria de las comunicaciones se vivió este miércoles, luego de que se conociera de una serie de despidos masivos en Mega y TVN, de 20 y 80 personas respectivamente.

En el caso del canal público, las desvinculaciones se realizaron como consecuencia de la crisis financiera que ha enfrentado durante los últimos cuatro años, y entre los rostros más emblemáticos afectados se encuentra el periodista Claudio Fariña.

Fariña abandonará la estación junto a otros nueve profesionales del departamento de prensa, según publica Emol, y entre ellos también se encuentran los editores Patricio Ojeda (política), César Olmos (deportes), Rodrigo Bravo (edición central “24 Horas”) y Mónica Araya (“Tu Mañana”), además de periodistas, un director de switch y dos administrativos.

La situación ya había sido anunciada por el director ejecutivo de la estación, Jaime de Aguirre, quien  hace algunos días visitó la Comisión Investigadora de TVN en la Cámara de Diputados, y en la ocasión señaló que  las desvinculaciones se realizarían bajo el plan de ajuste y que serán de la forma “menos dolorosa posible”.

Fariña llegó a TVN en 1996 para realizar su práctica profesional, y es conocido como uno de los rostros más estables del departamento de prensa del canal. Entre 2001 y 2003 estuvo a cargo de la conducción del noticiero “Medianoche” y tras un breve paso por CHV en 2004, al año siguiente regresó al canal público.

Su paso por el canal público no ha estado exento de polémicas, y entre otras cosas, se la ha criticado por la cobertura morbosa al incendio de Valparaíso de 2014 –en que regaló $10 mil al aire a una niña–, por dar un trato condescendiente al obispo Juan Barros y tratar de “hombre de nacimiento” a una mujer intersexual, además de su recordada pelea al aire con José Antonio Neme.