La presentación que realizará Nano Stern este sábado 10 de noviembre en la Feria Internaciononal del Libro será especial. Pero no porque presentará sus nuevas canciones con guitarra en mano, sino que por primera vez en su carrera se pondrá frente al público como poeta.

A las 19 horas, el cantautor chileno se subirá al escenario en uno de los espacios dispuestos por la FILSA para leer sus escritos junto al poeta Óscar Hahn, con quien generó una relación de amistad, discípulo y maestro, y de admiración profesional. Sobre esto, habló en conversación con Rayén Araya en el programa #AquíYAhora.

“Vamos a leer por separado y vamos a tener una instancia de conversación sobe música y poesía, y al final tenemos algunas sorpresas que tienen que ver con la musicalización de poesías de Óscar”, adelantó el compositor y músico de discos como “Las Torres de Sal” y “Mil 500 Vueltas”.

Según contó Stern, quien se nota emocionado por la presentación de mañana sábado, y que bromeó diciendo que le gustaría estar solo con Óscar en la actividad, ya que “por primera vez voy a estar leyendo mis escritos en público”, todo comenzó hace más de siete años.

“Me acerqué patudamente para conocerlo”, cuenta sobre el primer encuentro entre ambos, que se produjo hace 7 años en los premios Altazor, donde Stern, de unos 27 o 28 años, recorrió un par de metros para entablar una conversación con el poeta nacional. Se generó una buena conversación pero nada más.

Hasta que un día recibió una llamada de la agente de Óscar, quien le preguntó si se acordaba del encuentro que sostuvieron y le propuso un día para que ambos se volvieran a encontrar. “Nos juntamos a tomar un café con la idea de musicalizar los versos de sus poemas y en ese proceso lo invité a un concierto. Él fue y nos volvimos a juntar y me dijo que le gustó la música pero que le gustaron más los textos“.

“Después, me mostró los sonetos que había hecho y eran excelente”, acotó Óscar en la misma conversación, quien añadió que “hacer sonetos malos es fácil pero los sonetos buenos, no”.

“Las colaboraciones son una excusa que sucede en los prólogos, en los escenarios, para los encuentro que se dan fuera, en el placer de leerse, mostrase su trabajo”, comentó también Stern, quien destacó la “generosidad increíble” de Hahn, quien lo recibió como “un aprendiz de un oficio”.

Pero Óscar no se contuvo en los halagos y agregó que “el Nano también es poeta, no es un cantaautor que escribe poesía en su tiempo libre, es un poeta”.

Consultados sobre el plan del Ejecutivo de reducir fondos para algunas organizaciones vinculadas a la cultura, Óscar Hahn subrayó que “hay un apagón cultural fuerte y el gobierno contribuye al apagón, no puedes quitarle fondos a la cultura para ponerlos no sé donde, porque no van tampoco para las personas que lo necesitan para sobrevivir”.

Si bien Stern comparte esta diagnóstico, destaca que dentro de todo, puede haber algo no tan negativo que será la respuesta que surja desde el mismo arte. “Cuando entra una precariedad así de fuerte, salen cosas maravillosas, lo que estamos haciendo es contracultura”.

Finalmente, Nano Stern destaca el rol de la poesía y que no es propiedad del gueto de personas ligadas a la literatura. “La poesía no corresponde a los guetos, está en todas partes, en las calles, está en todos lados, en los versos de los adolescentes y en las manitos de los viejos“.