Cerca de tres mil son los camiones que podrían dejar de circular en el país si es que los camioneros persisten en llevar a cabo un paro indefinido por una petición que el gobierno no ha respondido.

Se trata de una exigencia por parte de la Confederación Nacional de Transporte de Carga de Chile, la que envió una carta a La Moneda una vez conocida el alza de precio de los combustibles, con el fin de que esto no los afecte a ellos.

La movilización de carácter nacional que amenaza con paralizar todas sus actividades por un período indeterminado de tiempo tiene como fecha este 15 de noviembre, un día después del plazo que entregaron al Ejecutivo para responder a la petición, el 14 de noviembre, según consigna Bío Bío.

Desde la Confederación señalan que buscan que se estabilice el precio del petróleo y que se implementen mecanismos que fijen el precios al combustible, de la misma manera que se establezca la forma en que la Empresa Nacional del Petróleo decreta los valores en el mercado.

Pese a que están a solo días de que se pueda realizar este paro y la carta ya fue enviada, no todos están de acuerdo en el rubro de los camioneros.

La Confederación Nacional de Dueños de Camiones de Chile, específicamente su presidente, Juan Araya, apuntó que “no estamos para amenazar a las autoridades, hacer un paro es muy serio” ya que esto no aportaría a un verdadero diálogo.

“Hemos sentido que las autoridades han estado dispuestas a dialogar y yo creo que con amenazas no se dialoga”, indicó.

Por otra parte, el presidente de la Confederación Nacional de Transporte de Carga, Sergio Pérez, sostuvo que “no queremos llegar al extremo de tener que paralizar nuestras actividades. Estamos esperando que nos citen en carácter de urgente para poder sacar adelante las solicitudes que son imprescindibles para resolver este problema”.