En Colombia, los estudiantes suman dos meses de movilizaciones como parte del movimiento nacional que exige aumentar el presupuesto en educación pública. Hace unos días, los representantes de diversas organizaciones estudiantiles escribieron una carta al presidente, Iván Duque, con el objetivo de encontrar una salida a la extensa paralización.

La misiva, firmada por la Unión Nacional de Estudiantes de Educación Superior, la Asociación Colombiana de Representantes Estudiantiles y la Federación Nacional de Representantes Estudiantiles Colombianos, entrega argumentos al mandatario colombiano sobre la necesidad de entregar mayor financiamiento para los estudios superiores.

La movilización se desató luego de que el movimiento abandonara la mesa de diálogo acusando falta de voluntad política, luego de que el Ministerio de Educación les asegurara que “no hay soluciones financieras”, más allá de los recursos que ya fueron aprobados por el gobierno.

“Mantenemos la movilización social y política de las comunidades académicas de la educación superior, dejando claro que en sus manos está la posibilidad de reactivar la mesa de diálogo para la construcción de acuerdos y soluciones”, sentenciaron en el texto.

En tanto, las autoridades insisten en que la fecha límite para bajar el paro es el próximo 13 de noviembre, pues ya se ha perdido más del 30% de las clases del semestre. Sin embargo, los estudiantes y profesores insisten en que faltan $410.400 millones para que las universidades públicas y $166.569 millones para que institutos y CFT’s puedan continuar.

En medio de las movilizaciones se ha reflejado la creatividad de los estudiantes colombianos que protestan, al igual como ocurrió en Chile durante el movimiento estudiantil de 2011. En una de las manifestaciones, los universitarios utilizan la icónica canción “El Baile de los que sobran” de Los Prisioneros para expresar su rechazo a la indiferencia de las autoridades ante sus demandas.

Mira el video a continuación: