El presidente de la ANFP, Arturo Salah, se refirió al homenaje que protagonizaron los jugadores de la selección chilena tras el asesinato de Camilo Catrillanca, durante la previa del partido amistoso frente a Honduras.

Pese a las peticiones emanadas desde el mundo del fútbol, Salah señaló que “todos sabemos que es un tema tremendamente sensible y empatizamos con la familia. Es un ámbito que está fuera de la actividad del fútbol. Lamentamos este accidente, pero el fútbol está fuera de estas situaciones tan lamentables”. 

Sin embargo, pese a la decisión del presidente de la ANFP de separar la actividad futbolística del acontecer político, los jugadores realizaron de todos modos un círculo en la cancha y conmemoraron al comunero fallecido, acompañados por los hondureños.

Tras el pronunciamiento, que incluyó el cambio de apellido de Beausejour por Coliqueo en su camiseta, el timonel del organismo mostró una actitud distinta a lo anunciado antes del partido: “Me pareció bien, es una iniciativa que ellos tomaron para buscar armonía y paz en una región que ha tenido tanto dolor tras el tan lamentable suceso que se ha vivido”.

Salah fue consultado sobre los motivos que llevaron a la ANFP a restarse del simbólico momento y aseguró que “nosotros lamentamos el dolor que ha producido esto tanto para el pueblo mapuche como para la familia del muchacho fallecido y para todo el país en general”.

Sin embargo, el dirigente agregó que “pero es un tema que escapa al giro de nuestra actividad y no corresponde que nosotros mezclemos las cosas”.