Durante este viernes, el presidente Sebastián Piñera llegó a La Araucanía después de 9 días del asesinato de Camilo Catrillanca. El Mandatario fue recibido con protestas en la zona, donde dio una punto de prensa en el que defendió el actuar de Carabineros e incluso negó la existencia del Comando Jungla.

“No existe el comando jungla, ese es un invento o un nombre que le han puesto algunos medios de comunicación, lo que sí existe son fuerzas especiales, como existen en todas las regiones de Chile”, sentenció.

Además, Piñera agregó que los uniformados, “en el caso de La Araucanía, han tenido un entrenamiento y una dotación tecnológica especial, de GPS, drones, visores nocturnos, porque necesitan esta tecnología para cumplir su labor”.

Sus declaraciones contrastan con la presentación que el propio Mandatario realizó de la “policía antiterrorista”, el 28 de junio pasado. En la instancia, donde Piñera posó con el grupo uniformado a sus espaldas, se informó que se trata de 80 funcionarios entrenados en Colombia y Estados Unidos. “Hemos dado el inicio a un grupo especial de Carabineros, que ha sido preparado y formado para combatir con eficacia el terrorismo”, señaló entonces.

Además, un informe firmado por el coronel Iván Guajardo del 24 de agosto -obtenido a través de la Ley de Transparencia- se refiere a diversos detalles sobre el operativo, en donde se habla directamente de “la implementación del Comando Jungla”.

El documento también establece que  funcionarios del GOPE “asistieron a una capacitación por parte de la policía de Colombia, que fue denominada Comando Jungla”, lo que deja en evidencia que la denominación fue acuñada por la propia institución.

Revisa el informe a continuación:

Documento by Vanessa Vargas Rojas on Scribd