Pese a que hace unas semanas se dio a conocer el posible retorno de Luis Miguel al escenario de la Quinta Vergara, una serie de problemas parecen tenerlo fuera de próxima versión. El éxito de su serie en Netflix provocó una nueva oportunidad para su carrera, pero el artista ya ha dado señales de agotamiento.

Según informó Culto, el pasado 4 de octubre, en medio de una presentación en el Auditorio Nacional de Ciudad de México, los medios locales señalaron que el artista estaba “fuera de tono”, que desafinaba y desaparecía constantemente del escenario. Los insultos se intensificaron en redes sociales. Más tarde, el “Sol” canceló sus shows en Michoacán y Hermosillo argumentando motivos climáticos, aunque la prensa especuló sobre su estado personal y artístico.

Luego, el pasado lunes, en el mismo auditorio, el espectáculo comenzó con media hora de retraso y volvió a mostrar al artista cansado, con salidas esporádicas del escenario, interpretaciones a medias y desorientación. El Universal resumió la noticia con un “Luis Miguel provoca abucheos y pocos aplausos”.

A fines de septiembre, los organizadores del Festival de Viña llegaron a un acuerdo sobre los montos económicos y las condiciones en que retornaría a la Quinta Vergara. Sin embargo, aún faltaban detalles que cerrar respecto a la televisación del espectáculo.

Sin embargo, cuando el intérprete comenzó a mostrar problemas en sus presentaciones, los responsables de Viña pusieron en duda si estaba en condiciones de retornar en un show que sería visto por miles de personas en toda la región. Los encargados de su carrera también reconocieron su preocupación y el acuerdo se congeló. Además, uno de los organizadores del evento viajó a uno de sus conciertos en México y confirmó su complejo presente.

La televisación del show de Luis Miguel también sería otra de las trabas para su retorno, considerando que se encuentra en plena gira latina. La espera por una mejoría del cantante explica la demora en los anuncios sobre los estelares de Viña 2019, aunque los responsables del espectáculo ya asumen que es poco probable que el mexicano esté presente.