Un balance de lo que fue la Teletón 2018 realizó Mario Kreutzberger este domingo después de la intensa jornada donde una vez más se consiguió la meta de $32.851.438.341.

Sin embargo, lo que llamó la atención de la intervención del animador fue la molestia que expresó con respecto a la rutina de Stefan Kramer, quien criticó abiertamente al presidente Sebastián Piñera, cuestión que no le gustó mucho a Kreutzberger.

“Acá cada uno se hace responsable. Sí puedo decir que éste es un programa de unidad. Eso es lo más importante. Si alguien hace algo que no corresponde a eso, está saltando nuestros deseos“, recalcó Don Francisco, según consigna La Tercera.

Todo esto después de que Kramer se personificara como Piñera y asegurara que si ganaba el programa “Pasapalabra” “compraría cámaras GoPro con tarjetas que no se puedan remover”, en una clara alusión al asesinato de Camilo Catrillanca.

Para cerrar, Kreutzberger señaló que “nosotros no podemos hacer censura, cada uno se tiene que censurar”.