Este martes, y después de la interpelación al ministro de Interior Andrés Chadwick, se votará en la Cámara de Diputados el reajuste salarial de 2,9% para las altas autoridades del país.

“La iniciativa establece un reajuste de 2,9% para el Presidente de la República, los ministros, los subsecretarios, el presidente de la Corte Suprema, los ministros de la Corte, el fiscal de la Corte y el Contralor General“, dice el texto.

De aprobarse, también serían beneficiados diputados, senadores, ministros del Tribunal Constitucional, Fiscal Nacional y el presidente del Consejo de la Transparencia.

En la comisión de Hacienda, diputados de la oposición habían presentado una indicación donde buscaban reemplazar el reajuste de 2,9 por “0”. Esto, sin embargo, fue rechazado.

“¿Cómo podríamos justificar que el bono invierno d adultos mayores (1 al año) suba menos de $500 pesos, y que nuestro sueldo suba $271.000 mensuales? Ojalá haya transversalidad en medida mínima de congelar sueldos de autoridades públicas que ganan entre 7-10 millones de pesos”, opinó el diputado de Revolución Democrática Giorgio Jackson.

El ministro de Hacienda Felipe Larraín, en tanto, salió a defender la propuesta del gobierno. “Creemos que estamos dando una señal de que las autoridades que tienen sueldos más altos van a hacer un esfuerzos en esta materia al no tener reajuste real”, dijo el secretario de Estado, escudándose en que el reajuste del resto de los funcionarios públicos es de 3,5% y que el 2,9% es por  la variación del IPC.

“Nos parece que el seguir por la vía del congelamiento de los sueldos y seguir reduciendo los sueldos, no es la vía”, agregó Larraín.