El sitio web La Tribuna de España fue el responsable de publicar una noticia falsa, durante el pasado 24 de diciembre, en donde se cita una cuña inexistente de la diputada Camila Vallejo en apoyo a la pedofilia. La publicación se volvió rápidamente viral entre los usuarios chilenos e incluso fue difundida por el conductor radial de Agricultura, Gonzalo de la Carrera, quien exigía un pronunciamiento de la parlamentaria ante el artículo.

Pese a que la noticia entregaba señales evidentes de ser parte de las “fake news”, no es la primera vez que las publicaciones del sitio -conocido por difundir y publicar noticias falsas y otros contenidos polémicos- provocan comentarios y viralización. La información del portal web solo indica que el registro de dominio es de Murcia y que su director es Josele Sánchez, quien denunció haber sufrido intentos de envenenamiento y hasta haber huido de España para proteger su vida. Su fama ha ido creciendo y en algunos rincones del país ya lo apodan “el rey de las fake news”.

La Tribuna se describe en Twitter como “el arma mediática contra el pensamiento único. Periodismo cristiano y patriota, azote de la corrupción e insumiso con los poderosos”. Hace unos meses, publicó una trama vinculada al asesinato del empresario Emilio Botín y sobre el supuesto estrangulamiento de su esposa por un ex dirigente del Partido Comunista de España.

En entrevista con LUN, Josele Sánchez explicó que se definen como “un periódico católico y patriota frente al nuevo orden mundial y la invasión islámica”. A la vez, aseguro que “si hiciéramos fake news no lo iba a reconocer. Intento hacer un periodismo con apellido, apellido cristiano, por eso soy un periodista comprometido con la verdad y la justicia. Podemos cometer errores de interpretación, pero jamás publicamos noticias falsas o con suficientes fuentes de verificación”.

La forma de difusión de las “fake news” de La Tribuna opera de modo similar al de otros medios con el mismo tono: primero, un título atractivo y una información llamativa y luego la viralización del contenido en redes sociales. En el caso de la noticia vinculada a Vallejo, que se tituló “Comunista chilena defiende el derecho a la pedofilia”, se incluía una frase que la diputada jamás señaló: “La pedofilia es un derecho a recuperar”.

Además, en Facebook, el medio hizo un llamado más agresivo a la difusión de la nota: “Esto no es una noticia: se trata de una ABERRACIÓN (sic) y de un escándalo lo que propone esta preciosa diputado comunista chilena hermanada con Podemos. Esta es una noticia que, cómo no, silencia “la prensa del sistema”. Por favor ayúdanos a moverla porque una sociedad que no defiende a sus más pequeños es una sociedad completamente endemoniada”.