La mañana de este jueves en Valparaíso estuvo marcada por las manifestaciones de los trabajadores portuarios en protesta por el incumplimiento de las condiciones acordadas por la bajada del paro que duró más de 35 días.

A 13 días desde el cese de la movilización, los trabajadores acusan que 36 compañeros no han recibido el pago de sus beneficios y que más de 22 se no han podido integrarse a sus trabajos, ya que los responsabiliza por actos de violencia. Los obreros han hablado de “listas negras” y persecución.

“La empresa acusa que fueron sorprendidos en acciones reñidas con la ley o atentados contra la propiedad y/o desordenes, nosotros les hemos respondido que en caso de ser así, estas acusaciones se expresen en tribunales de justicia para tratar caso a caso”, indicaron mediante un comunicado.

Ante esto, los trabajadores han instado a Ultraport a que “haga las denuncias si lo estima necesario. Nos parece impresentable que sin mediación de la autoridad pertinente para calificar acciones como delito, haga juicios de valor ‘a priori’ negando el derecho de presunción de inocencia previo a iniciar un proceso investigativo”.

Asimismo, los portuarios han criticado que se siga contratando y capacitando a nuevos trabajadores por parte del holding de los Von Appen, conociendo el panorama de precarización que se vive en el puerto. “La empresa prefiere trabajar con gente nueva sin experiencia, que con trabajadores profesionales, aumentando las posibilidades de riesgos y accidentes en faena. Prefiere tener fuera de la empresa a trabajadores que según ellos cometieron ‘actos delictivos’ sin pruebas ni un debido proceso ante tribunales de justicia competentes”, sostuvieron.

De esta forma, los trabajadores han acusado prácticas antisindicales y han anunciado que comenzarán a generar “distintos hitos de movilización” para visibilizar estos hechos. “Hacemos un llamado a respetar los acuerdos y destrabar este conflicto innecesario“, cerraron.