Este domingo el comediante y youtuber gay Francesc Morales publicó en su cuenta de Instagram un pantallazo donde la red social le informaba que la cuenta del pastor evangélico Javier Soto había sido eliminada por transgredir las normas de comunidad.

Todo comenzó luego de que el activista publicara en su cuenta un video de una performance suya donde aparecía disfrazado de Patricia Maldonado y diciéndole “Thank you, next” (en alusión a la icónica canción de Ariana Grande) a distintos rostros emblemáticos del fascismo como Jair Bolsonaro, Alberto Plaza, José Antonio Kast, entre otros. 

En esa intervención precisamente se hacía alusión al pastor Soto. A esto el religioso respondió: “Video ‘barato, rasca, flaite y picantoso, de un niño símbolo del trapo de inmundicia’. Cuidemos a los niños de estos pervertidos orientados a la ‘PEDOFILIA'”. Luego de esto, los comentarios de Soto contra Morales no cesaron.

Finalmente, gracias a las múltiples denuncias al perfil del pastor evangélico por los mensajes de odio que emitía desde su cuenta, Instagram tomó en consideración estas acciones y canceló la cuenta del religioso.

“Entre tanta superficialidad en Instagram esto me da mucha alegría. Logramos que Instagram borrara la cuenta del Pastor Soto por fomentar el odio contra gente LGBT+ (…) Gracias a los que ayudaron. Hicimos algo importante con Instagram. Hoy el pastor, mañana un K-andidato presidencial“, indicó el comediante en su cuenta.