A través de un registro, tres mujeres denunciaron la actitud prepotente de un empresario que las expulsó de las orillas del lago Ranco, donde pasaban la tarde. Además, las mujeres aseguraron que el hombre que las interpeló por estar invadiendo su supuesta propiedad es Matías Pérez Cruz, abogado y presidente del directorio de Gasco.

“Nos repitió varias veces su nombre: Matías Pérez Cruz… Dice ser abogado… es presidente de Gasco… Pero su educación quedó muy lejos de esos pergaminos. Después de sentarnos a la orilla del Lago Ranco de manera agresiva nos increpa diciendo que no podemos sentarnos en su jardín, menos sin pedirle permiso. Fue brutalmente agresivo frente a tres mujeres sentadas en unas toallas. Nos quitó las cosas, me arrebató el celular y me amenazó con tirarme el teléfono al lago”, detalló una de las mujeres.

En el video se aprecia cómo Pérez insiste en que “les estoy pidiendo que se retiren, estoy con mi familia y con mis hijos, ¿ya? Y este jardín lo cuido yo, es mi jardín que deslinda con el lago Ranco. Si ustedes se quieren instalar allá donde revientan las olas, perfecto, se ponen ahí, pero es mi jardín”.

El empresario recalca que “por último pueden pedir permiso (…) pero cuando la gente llega y se me instala de mala manera, y les digo de buena manera por favor, me podría dejar tranquilo con mi familia porque tengo lleno de invitados. Ustedes se me van a ir y si no voy a venir a sacarlas yo de manera no tan pacífica”.

Mientras las mujeres reclaman que no tienen por qué obedecerle, Pérez insiste en que “esto es propiedad mía, yo deslindo con el lago Ranco”. Por último, enfatiza que “señora, yo soy abogado, usted no me va a discutir a mí” y se aprecia cómo se acerca al teléfono mientras una de las mujeres graba para interrumpir el registro.

“Fue brutalmente agresivo frente a tres mujeres sentadas en unas toallas. Nos quitó las cosas, me arrebató el celular y me amenazó con tirarme el teléfono al lago. Lejos lo más violento que me ha tocado vivir en una playa, porque él es el dueño y este su jardín”, relató una de las vecinas del sector, quien fue expulsada por el empresario.

Según el artículo 589 del Código Civil y el decreto ley 1.939, las y los chilenos tienen derecho a acceder a playas de río, mar o lago, desembocaduras de ríos, cascadas o glaciares, considerados todos como bienes nacionales de uso público. Además, la normativa estipula que los propietarios de terrenos colindantes con playas de mar, ríos o lagos deberán facilitar gratuitamente el acceso a éstos, para fines turísticos y de pesca cuando no existan otras vías o caminos públicos.

Las personas pueden denunciar cuando no exista otra vía o camino público de acceso, el acceso sea a través de terrenos vecinos o colindantes con las playas, ríos o lagos o se solicite para actividades turísticas y/o pesca.

Desde el Ministerio de Bienes Nacionales anunciaron, a través de Twitter, que “con respecto a la denuncia ciudadana que nos llegó desde el #LagoRanco, estamos recabando antecedentes para dar respuesta lo antes posible”. Algo parecido señaló el ministro Felipe Ward a través de su cuenta: “Hemos instruido a nuestra Seremi de la Región de Los Ríos que se dirija con equipo de fiscalización al sector de Lago #Ranco para investigar el caso denunciado por redes sociales”, escribió.

Mira el video a continuación: