No dejó a nadie indiferente. La última entrevista otorgada por el ex frentista Ricardo Palma Salamanca a The Clinic causó gran molestia y confusión al interior de la izquierda y del Partido Comunista.

“Esa cosa cerrada y obtusa de los comunistas es muy dura. La detesto. Es ideológicamente intolerante y autoritaria. Muchos de quienes se sumaron a su causa, estaban movidos por buenos sentimientos, pero el partido los utilizó. Yo terminé con todo eso hace mucho tiempo”, fue una de sus declaraciones.

A pocas horas de la publicación, la entrevista sigue dando que hablar en el entorno de Palma Salamanca. Sus dichos causaron desilusión en el Comité Pro Asilo de la familia Palma-Brzovic, compuesto por ex compañeros del Colegio Latinoamericano de Integración, militantes comunistas y ex frentistas. Durante años, el grupo realizó diversas actividades en beneficio del refugiado político y resienten sus declaraciones.

Según informó La Tercera PM, es probable que el Comité no siga en sus funciones y deje de funcionar en las próximas semanas, pese a que Palma Salamanca había pedido su continuidad luego que la Corte de Apelaciones de París rechazara su extradición de forma definitiva, el pasado 23 de enero.

Sobre la entrevista, Rodrigo Hidalgo, quien lideró el comité, sostuvo que “conociendo a Ricardo y de acuerdo a las conversaciones que hemos teniendo, no se refleja de forma fiel su pensamiento. Hay una manipulación respecto de cómo se ha articulado el discurso plasmado en la entrevista”.

Además, recalcó que, tras conversar con el ex frentista, “no se siente representado por el tenor y el enfoque entregado por The Clinic a la entrevista que sostuvieron por más de tres días. Hay una tremenda desazón por la puesta en escena de sus palabras, por cómo se estructura y el mensaje que se entrega. Pero es él quien, en principio, se va a referir a esos dichos”.

El entorno cercano de Palma Salamanca se reunirá esta tarde a conversar sobre la publicación y se espera que luego entregue su propia versión sobre los hechos. En tanto, Patricio Fernández aseguró que “es entendible que tengan desazón (sus cercanos). Pero fue todo tal cual. Agradecido, pero muy distante de sus posturas políticas”.