Cerrar publicidad

mina santa ana

/ Agencia Uno

El drama de 65 mineros a 700 metros bajo tierra: “El Estado tiene miedo que los trabajadores sean dueños de la producción”

Más de un mes llevan los mineros de Curanilahue en el fondo de la mina Santa Ana. Después de ser abandonados por los empresarios controladores -y a los que Corfo les devolvió casi la totalidad de la inversión inicial-, ahora demandan del Estado ayuda para echar a andar un modelo inédito, gestionado por ellos mismos. ¿El problema? El rechazo del gobierno a algo que escapa de los límites de cómo se entiende la producción, la economía y el propio Estado subsidiario en Chile.