El vocero de la Consejo Nacional de Defensa del Patrimonio Pesquero (Condepp), Hernán Machuca, exigió al Ministerio Público investigar la denuncia del programa Informe Especial que relevó financiamiento irregular de la política hacia el Senador Patricio Walker y el Diputado Iván Fuentes, quienes habrían recibido recursos durante la tramitación de la Ley de Pesca, por parte de las Industrias Pesqueras del Sur Austral, FIPES, entidad que –además- forma parte de  la Sociedad Nacional de Pesca (SONAPESCA).

“El Ministerio Público debe investigar a la DC por financiamiento irregular de la política, no puede quedar impune que el Senador Walker y el Diputado Fuentes, y quizás cuántos otros regalaron los recursos pesqueros por plata para sus campañas”, sentenció el dirigente.

Sobre las razones que el Senador Patricio Walker esgrimió para recibir aportes de la gremial, supuestamente para ayudar a la familia de Iván Fuentes, el dirigente señaló que “me da vergüenza que un Senador ‘compre’ a un dirigente para lograr sus objetivos en favor de los grandes industriales. Pero, me da más vergüenza que un dirigente como Fuentes que representa a pescadores artesanales y que sabe de la miseria del sector, olvide su palabra y a quienes representaba”.

Machuca señaló que “para nosotros estas denuncias no son novedad, menos que FIPES considere en un mail que Walker y Fuentes son sus aliados, como reveló el programa”, recordando que el presidente de FIPES, Carlos Vial Izquierdo, fue parte de lo que algunos llamaron la “cocina de la ley de la Ley Longueira” y que a través de correos electrónicos corregía indicaciones a la norma. Así por ejemplo se vio el 2012 sobre el tema caducidades, tema sensible para ese sector.

El dirigente insistió en que el gobierno debe anular la ley de Pesca. “No sé qué más pruebas quiere  la Presidenta, todos estamos claros que la ley Longueira es ilegítima, solo falta que ella se ponga los pantalones y haga lo único que queda, anularla”.