Una mujer fue atacada por dos hombres y una mujer que usaban símbolos nazis, mientras se dirigía a su trabajo. Es la primera denuncia reciente de una mujer lesbiana por ataque en la vía pública propinado por desconocidos.

Sandra Ramírez, de 38 años, fue agredida física y verbalmente por  su orientación sexual cuando caminaba hacia un paradero de buses en San Bernardo, según denunció el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh)

El ataque ocurrió en Avenida San José con Ducaud, donde dos hombres y una mujer comenzaron a insultarla por su forma de caminar y sus gestos, tratándola de “lesbiana asquerosa”, “maricona” y escoria”.

Además, a la violencia verbal se le sumaron las agresiones, tal como relató la propia afectada: “Se acercaron donde mí, me dieron repetidos puñetazos y me golpearon con una botella, mientras gritaban que las personas como yo no merecían vivir. Pude darme cuenta que en sus chaquetas tenían el símbolo nazi, lo que me dio mucho miedo. No logro sobreponerme por lo vivido”.

En medio de la golpiza, donde no hubo robo de especies, Sandra escapó del lugar y denunció el hecho en la Comisaría de San Bernardo. En el recinto asistencial le diagnosticaron más tarde tec cerrado, esguince cervical y policontusión, otorgándole 8 días de licencia médica.

“Repudiamos con toda nuestra fuerza este cobarde abuso contra una mujer. Es indignante que la homofobia se exprese incluso cuando vas a tu trabajo. Toda nuestra solidaridad con Sandra, de quien destacamos la valentía por atreverse a denunciar el atropello, lo cual es poco común”, señaló el vocero del Movilh, Óscar Rementería.