Cultura

Frankenstein cumple 200 años: ¿Qué opinan los chilenos del monstruo más humano de la literatura?

Por: Belén Roca Urrutia / Publicado: 03.01.2018
/
Escrita por Mary Shelley y publicada por primera vez el 1 de enero de 1818, la historia sobre el famoso monstruo ha sido adaptada a múltiples formatos. ¿Qué puede decirnos esta novela en un período donde pareciera que la tecnología, creación humana, parece escapar del control de sus gestores?

La anécdota cuenta que fue en el verano de 1816 en que a la joven autora inglesa se le ocurrió la idea de escribir “Frankenstein o el moderno Prometeo” durante unas vacaciones junto a su esposo, el poeta Percy Bysshe Shelley, acompañados por Lord Byron y otros amigos. De este último fue la sugerencia de elaborar un cuento sobre fantasmas, que luego se transformaría en la novela que hoy cumple su segundo centenario.

La importancia y trascendencia de la novela tiene mucho que ver con que fue escrita por una mujer, en un tiempo donde era aún más difícil lidiar con la dominación masculina, a sus 16 años. “La biografía de Mary Shelley fue lo que me motivó a leerlo”, dice la socióloga Karina Flores (27). “La ciencia ficción todavía ni siquiera existía como género y ella inventó esta historia de un monstruo hecho con partes de otros humanos, sin precedentes en la literatura de su época. Además, creo que la imagen del monstruo conociendo el mundo a través de los libros es algo con lo que uno se puede identificar cuando te gusta leer”.

Víctor Frankenstein, nombre del protagonista (y no del monstruo que la hace conocida), es el protagonista de la narración. Al descubrir el secreto para crear vida, decide utilizar este saber y fabricar a un hombre artificial. El triunfo al lograr esta tarea, sin embargo, se desvanece rápidamente al constatar los alcances de su obra. A partir de ese momento, el foco se traslada hacia la crisis existencial del monstruo, azotado por múltiples tragedias. ¿Es humano? ¿Está realmente vivo?

La criatura aprende a hablar y leer. Es un monstruo especial porque su monstruosidad recae en llevar su condición humana al límite. Los impulsos más oscuros aparecen recién cuando se da cuenta que fue traído a un mundo que lo rechaza, cuando confirma su inevitable soledad.“, cuenta Christopher Holloway (29), escritor. “Los impulsos más oscuros aparecen recién cuando empieza a sentirse solo y se da cuenta que fue traído a un mundo que lo rechaza. El subtítulo del Prometeo moderno cae de cajón: es el intento del humano por crear algo equivalente. No muy distinto a tener guaguas”.

La relación entre ciencia y modernidad, en plena Revolución Industrial, también es uno de los argumentos que hacen vigente y necesaria la lectura de Frankenstein, opina Matías Marambio (29), historiador: “La modernidad crea una tecnología que desata fuerzas que quedan fuera del control de la humanidad. El libro plantea preguntas sobre lo vivo, lo humano y lo monstruoso que, hasta hoy, no están resueltas”.

Contenido relacionado

Kiss anuncia su último show en Chile

Inédita exposición “El desderretimiento de los hielos” se exhibirá de forma gratuita en Santiago

Déjanos tus comentarios
La sección de comentarios está abierta a la reflexión y el intercambio de opiniones las cuales no representan precisamente la línea editorial del diario ElDesconcierto.cl.
Te puede interesar

Protestando con humor: apropiación popular de los personajes del cómic

Mediadores de un nuevo relato para Chile

“Chile en marcha”: una marcha que iba para otro lado